Petit

vous imaginez, nous créons…

Under the rainbow…

Deja un comentario

under the rainbowEsta fotografía fue tomada en un momento de esos que te marcan, por suerte para mí, suelo recordar los momentos más felices y nunca los malos que han formado parte de mi vida. Supongo que forma parte de aquello que llamamos “memoria selectiva”.

El arcoiris me inspira calma, alegría, esperanza… Será por sus colores, por lo especial que es, ya que es caprichoso y aparece sólo cuando él quiere, en la mayoría de los casos después de una gran tormenta.

Históricamente tiene connotaciones casi divinas, siendo interpretado por las diferentes religiones como una señal o mensaje.

A pesar de tener una explicación más que justificada, para mí no deja de ser mágico… y si no que le pregunten a Judy Garland. ¡Quién tuviera unos zapatitos como los tuyos!

Hoy quiero recordar este arcoiris y reflexionar, porque…¿qué más da si sobre el arcoirirs o bajo él? El caso es que vivamos muchos momentos más como el que yo recuerdo de aquel día.

Feliz finde pequeños insectos voladores, no olvidéis revolotear alrededor de vuestro arcoiris.

Anuncios

Otro Viernes amanece…

2 comentarios

DESPIERTA

Pues sí, otro Viernes amanece y muchos más seguirán haciéndolo. Otra semana que acaba y pronto otra que comienza, así es el ciclo. Estamos íntimamente unidos a ciclos en todos los sentidos. Hoy queremos regalaros una cálida y reconfortante ráfaga de luz. Porque todo llega, porque todo pasa… y así una y otra vez, como la luz de la mañana, como las estaciones del año. Es el equilibrio que enmarca nuestras vidas, un porqué para seguir adelante cada día…

Sigue leyendo

Especial y con encanto… así es esta pareja!

Deja un comentario

IMG_9553

Hoy os traemos un reportaje de fotos muy especial!

Unas imágenes cargadas de emoción y romanticismo.

Hugo y Miguel, una pareja para comérsela, amigos y mejores personas que confiaron en Petit para plasmar sus emociones y mejores momentos.

Sigue leyendo

Termina el verano…

2 comentarios

Érase una vez una hormiguita que se sentía… digamos “diferente”.

Su cabecita no paraba de dar vueltas, imaginando, soñando…

Pero sentía que una hormiga sola como ella no era capaz de hacer mucho.

Un día caluroso de verano mientras trabajaba duro para la llegada del invierno se cruzó en su camino con otras dos ” hormigas diferentes”.

No podía creerlo: “¡hablan mi mismo idioma!”

Las tres juntas descubrieron un nuevo mundo donde las ideas, la imaginación y los sueños se podían crear, colorear y dibujar a su antojo.

Las tres hormigas, como buenas hormigas que eran pasaron el verano trabajando, soñando y creando algo pequeño pero que hacía grandes sus corazones y el de todos aquellos que se Sigue leyendo