Petit

vous imaginez, nous créons…

Termina el verano…

2 comentarios

Érase una vez una hormiguita que se sentía… digamos “diferente”.

Su cabecita no paraba de dar vueltas, imaginando, soñando…

Pero sentía que una hormiga sola como ella no era capaz de hacer mucho.

Un día caluroso de verano mientras trabajaba duro para la llegada del invierno se cruzó en su camino con otras dos ” hormigas diferentes”.

No podía creerlo: “¡hablan mi mismo idioma!”

Las tres juntas descubrieron un nuevo mundo donde las ideas, la imaginación y los sueños se podían crear, colorear y dibujar a su antojo.

Las tres hormigas, como buenas hormigas que eran pasaron el verano trabajando, soñando y creando algo pequeño pero que hacía grandes sus corazones y el de todos aquellos que se Sigue leyendo